Resina para hormigón impreso

Resina para hormigón impreso

Si planteas hacer una obra con hormigón impreso o ya tienes un pavimento de este tipo, lo conveniente es pensar en su preservación y cómo podemos alargar su vida útil sin que pierda el aspecto inicial.

Precisamente para proteger la superficie del hormigón impreso y mantener sus características originales se aplica un tipo de sellador que le dota de una mayor resistencia frente al desgaste, rayos ultravioleta y condiciones meteorológicas adversas. Estos polímeros actúan como consolidante sellando los poros que existen en la superficie del hormigón.

Existen diferentes tipos de resina: resinas para hormigón impreso transparentes y de color. Las resinas transparentes realzan el color de pavimento añadiéndole un acabado brillante y cuidado. Las resinas de color ayudan a revivir el color de una superficie gastada y apagada. Dependiendo del fabricante, hay una gran variedad de colores, desde gris oscuro hasta marrón rojizo.

 

Ventajas de utilizar resina en hormigón impreso

Aplicar la resina para hormigón impreso es un paso importante en creación de una superficie consolidada y duradera. Una de las características del hormigón impreso es su porosidad, por lo que la aplicación de un sellador nos permite evitar la penetración de agua, suciedad, grasas y otros agentes agresivos.

Al crear una capa protectora se alargará la vida del pavimento de hormigón impreso dotándolo de mayor resistencia y se preservará a lo largo de más tiempo su color y características originales. Además, la aplicación de resinas es sencilla y el tiempo de secado es relativamente rápido.

También otra de las ventajas de aplicar la resina sobre hormigón impreso es que la superficie sellada se limpia con mayor facilidad, se evitan manchas de cualquier agente químico y se mejora el mantenimiento general.

 

Cómo se aplica resina en pavimento impreso

La aplicación de resina como paso final o medida de mantenimiento es recomendable en todos los pavimentos de hormigón impreso con cualquier acabado y color. Tanto si la obra de hormigón es reciente o ya tiene varios años el primer requisito de aplicación de resina es que la superficie esté totalmente seca y limpia (sin partículas sueltas, suciedad, grasas, moho, salitre, etc.).

Por otro lado, es importante que ni días previos a la aplicación, ni durante, ni días posteriores llueva o haya nieve porque el resultado de trabajo no va a quedar bien. También hay que tener en cuenta que la temperatura óptima de la superficie para la aplicación de resinas es de entre 5-30o C, por tanto, hay que evitar su uso en días de excesivo calor cuando el pavimento puede calentarse por encima de los valores mencionados.

Por lo que se refiere al método de trabajo, el producto se aplica mediante una brocha o un rodillo. Para mejor resultado normalmente se requieren 2 capas con un intervalo de unas horas, según el fabricante. El tiempo de secado completo varia entre 2 y 7 días, según las capas aplicadas y el tipo de resina. Para mejor mantenimiento de los pavimentos de hormigón impreso resinado es recomendable evitar limpiezas agresivas o utilizar frecuentemente agua a presión.

Desde Reformundo te aconsejamos siempre acudir a los profesionales para el mantenimiento de los suelos de hormigón impreso. Solicita sin compromiso varios presupuestos a las empresas de tu provincia y consúltales cualquier duda que tengas en relación al uso de resina en hormigón impreso.

 

Resina para hormigón impreso

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *